Subscribe to Journal

May 7, 2017

8:51 PM

“Tengo miedo de la tecnología. Mucho miedo.”

Francisco Miraval

Recientemente, un amigo, un hombre ya entrado en años que ha luchado toda su vida, me miró y sin previo aviso me dijo: “Tengo miedo de la tecnología. Mucho miedo”.

Como hablamos con él con cierta frecuencia, me atreví a responderle que yo también tengo miedo de la tecnología, explicándole que los avances tecnológicos, aunque asombrosos, a la vez casi aterradores, entre otras razones, por el hecho que cuando lo que antes era ciencia ficción ahora es ciencia realidad, entonces la tenue diferencia entre realidad y fantasía se desvanece por completo.

Por ejemplo, le dije a mi amigo, según una reciente historia, el Laboratorio de Investigaciones de del Ejército de Estados Unidos ya es capaz de interconectar un cerebro humano con una red neural (una clase de inteligencia artificial) para que robots inteligentes aprendan cómo disparar armas de fuego usando las ondas cerebrales de los humanos.

Según parece, los humanos identifican los objetivos de los disparos más rápido que los robots inteligentes, pero a su vez esos robots pueden presionar el gatillo más rápido que los humanos. Por eso, al combinar esas dos habilidades, el resultado es una nueva clase de mortal inteligencia robótica-humana.

Y hablando de inteligencia artificial, el famosísimo científico Stephen Hawking nuevamente advirtió que la inteligencia artificial, junto con la superpoblación planetaria, los cambios climáticos y nuevas enfermedades podrían acabar con la humanidad en menos de mil años.

Por eso, dijo Hawking, ese es el tiempo que tenemos para desarrollar la tecnología necesaria para explorar y colonizar el espacio. De hecho, según parece, Hawking cree que dentro de un milenio la luna y Marte serán mejores lugares que la Tierra para los seres humanos.

En ese contexto, le dije a mi amigo que no se olvide que SpaceX, de Elon Musk, ya está trabajando para enviar seres humanos a Marte dentro de una década, comenzando así un proceso tecnológico de viajes espaciales que quizá lleve muchos menos años de lo que Hawking anticipa.

Y hablando de Elon Musk, Musk recientemente afirmó que la inteligencia artificial logrará crear en el futuro cercano computadoras tan sofisticadas que, por su inteligencia super humana, los cerebros humanos ya no podrán entender, a menos que esos cerebros estén directamente conectados con la computadora.

Obviamente, le dije a mi amigo, otras muchas tecnologías son tan novedosas que dan miedo (para bien o para mal), como el creciente uso de robots y de drones inteligentes en tareas agrícolas, reemplazando y desplazando a millones de trabajadores en todo el mundo, por lo que cada vez se necesita menos gente para producir más alimentos de mejor calidad y a menos costo.

Mencioné la posible inmortalidad humana antes de 2050, pero él me interrumpió.

Me miró y me dijo: “No entendí nada de lo que dijiste. No sé de lo que estás hablando. Yo tengo miedo de la tecnología porque por primera vez en mi vida tengo un teléfono inteligente y no lo sé usar. Y ahora mi jefe me pide que aprenda a usar una computadora”. 

0 total comments.

There are no comments to this entry.